martes, 6 de julio de 2010

Miguel Rios

MIGUEL RIOS
SE DESPIDE DE LOS ESCENARIOS

BYE BYE RIOS
ROCK HASTA EL FINAL

Después de 50 años sobre los escenarios, el roquero granadino Miguel Ríos ha decidido poner punto y final a una carrera que lo ha convertido en una leyenda del rock español. Así quiere ser recordado, lleno de vitalismo, con un carácter que contagia la alegría y que es capaz de hacer saltar a miles de seguidores. De esa forma va a cerrar su trayectoria el emblema del rock español, con una pequeña gira que se llamará Bye Bye Ríos Rock hasta el final.

GRANADA
Viernes 17 de Septiembre, 21,30h
Palacio Municipal de Deportes.

BARCELONA
Jueves 4 de Noviembre, 21,30h
Sant Jordi Club

MADRID
Sábado 6 de noviembre 21:30
Palacio Deportes CAM

Desde La Música del Segle Passat, queremos rendir un pequeño homenaje a Miguel Rios uno de los mejores roqueros españoles de todos los tiempos.

Miguel Ríos Campaña (Granada, España, 7 de junio de 1944), conocido artísticamente simplemente como Miguel Ríos, es un cantante y compositor de rock, uno de los pioneros de este género en su país.

En activo desde los años 1960, cuando fue conocido como Mike Ríos, el Rey del Twist, alcanzó su mayor éxito en 1970, cuando el "Himno de la alegría" vendió millones de discos en todo el mundo. Su álbum más vendido ha sido Rock and Ríos, un doble directo editado en 1982. Cinco años más tarde presentó en Televisión Española el programa ¡Qué noche la de aquel año!, un repaso por la historia de la música rock en castellano. Desde entonces ha colaborado con infinidad de artistas de España y Latinoamérica y ha participado en diversas giras con algunos de ellos, como Sabina, Víctor Manuel, Ana Belén o Serrat. A lo largo de estos años su estilo ha variado desde el rock and roll más primigenio al sinfónico o, en los últimos años, el jazz con big band o el blues.

Los primeros años

Miguel Ríos nació en el barrio de La Cartuja de Granada (Andalucía), el menor de los siete hijos de una familia de clase baja. Nada más acabar los estudios, en los Salesianos, tuvo que ponerse a trabajar. Su primera ocupación, a los quince años, fue como dependiente en un bar y posteriormente trabajó como empleado en la sección de discos de unos grandes almacenes, donde entraría en contacto con el rock and roll, lo que hizo nacer en él el deseo de convertirse en cantante.

Acompañado de un grupo de amigos, se presentó al concurso Cenicienta 60 de Radio Granada, interpretando "You Are My Destiny", de Paul Anka, y ganó. Con el permiso materno, ya que su padre había muerto unos meses antes, se trasladó a Madrid en 1960, cuando sólo contaba 16 años, de la mano de un cazatalentos. Tras una primera etapa de apuros económicos, el 2 de enero de 1962 grabó con la compañía Polygram sus cuatro primeras canciones para un EP, trabajo por el que cobró 3.000 pesetas.

Por entonces se decía que el rock and roll había muerto y que lo que triunfaría sería el twist, por lo que, deseoso de grabar a toda costa, accedió a ser bautizado comercialmente como Mike Rios, el Rey del Twist, nombre que dio título a esa primera grabación y con el que se haría popular durante la primera mitad de los años 60. Así pues, en este primer trabajo se incluyó "El twist", versión en español del original de Hank Ballard y "Twist de Saint-Tropez", pero también "Pera madura", un rock del italiano Pino Donaggio, lo que puede ser considerado el nacimiento del rock en España. Durante ese año graba tres EP más: "Mike Ríos" (que incluye el "Twist del reloj"), "Mike Ríos Locomoción" (con "La locomoción", versión del "The Loco-Motion" de Carole King y Gerry Golfin) y "Mike Ríos con Los Relámpagos. ¡Explosivo!" (con "Popotitos", versión del "Bonny Moronie" de Larry Williams).

En 1963 comienza a participar en Las matinales del Price, galas de música juvenil celebradas los sábados por la mañana en el Circo Price, y publica un nuevo EP con Los Relámpagos y otros dos ya sin el grupo. En el primero de ellos se incluye "El ritmo de la lluvia", versión del "Rhythm of the Rain" del grupo The Cascades. En esta época participa en un concurso presentado por Joaquín Soler Serrano.

En 1964 graba sus dos últimos trabajos como Mike Ríos. En el primero de ellos, acompañado por el grupo Los Sonor, se inluye "Oh, mi señor" ("O mio signore" de Mogol, Vianello y Mapel). Para la grabación del tercer trabajo de ese año recupera por fin su nombre auténtico. En este disco se incluye el tema "Serenata bajo el sol", escrito por Waldo de los Ríos y para el que vuelven a compañarle Los Relámpagos. El tema se incluiría al año siguiente en su primera incursión en el cine, Dos chicas locas, locas. Durante ese 1965 graba otros dos EP, en el segundo de los cuales se incluye "Melodía encadenada", versión del "Unchained Melody" de Alex North, y "Ayer", versión del "Yesterday" de The Beatles.

En 1966 abandona la discográfica Philips y firma contrato con la española Sonoplay, con la que en ese año grabará varios temas originales en los que comienza a colaborar a la hora de escribir las letras. Estos temas se recogerán en cuatro sencillos y en su último EP, que incluye cuatro temas de la película Hamelín, en la que participa. Al año siguiente Philips publica un sencillo que incluye la ya publicada "¡Oh, mi señor! y "Tema para Rocío", de Herrero y Armenteros, de nuevo con Los Sonor.

El gran éxito: el Himno a la alegría

En 1968 Miguel ficha por Hispavox y su primer sencillo con la nueva discográfica es un gran éxito, con dos temas que se convierten en clásicos de su carrera: El río, de Fernando Arbex, y Vuelvo a Granada, un homenaje a su ciudad natal escrito por el propio Miguel. En los siguientes sencillos repite éxito con temas como Contra el cristal, El cartel y Mira hacia ti.

En 1969 graba el que sería el mayor éxito de toda su carrera, el Himno a la alegría, una adaptación del último movimiento de la novena sinfonía de Beethoven, arreglada y dirigida por el argentino Waldo de los Ríos, destacado por sus versiones pop de grandes obras de la música clásica. Surgido en plena era del rock sinfónico y grabado por Miguel en inglés con el título A Song of Joy, alcanzó fama mundial en 1970, vendiendo 10 millones de copias en todo el mundo[cita requerida] y llegando a n.º 1 en Estados Unidos, Alemania, Francia, Italia y Reino Unido, además de tener gran éxito en otros países como Japón, Suecia, Austria, Holanda, Canadá...

Respecto al éxito obtenido, el propio Miguel Ríos declararía: «Supuso el que tomara conciencia de que podía cantar, escribir textos, utilizar la imaginación y construir algo sólido como un disco». Así pues, ese mismo año de 1969 publica Mira hacia ti, su primer elepé, en el que se incluyen los éxitos de sus sencillos con Hispavox más otros temas nuevos.

Con su carrera ya plenamente consolidada, en 1970 publica Despierta y en 1971 Unidos, trabajos que se mueven en el ámbito del rock sinfónico. En 1972 ofrece una gira de conciertos que, con el nombre de Conciertos de rock y amor, suponen el despegue en el país de la infraestructura necesaria para este tipo de eventos. Fruto de la gira es el disco Miguel Ríos en directo: Conciertos de Rock y amor, uno de los primeros discos en directo grabados en España y en el que vuelve a las raíces del rock and roll con temas clásicos que hizo famosos Elvis Presley como Hound Dog, Tutti Frutti y Rock de la cárcel (Jailhouse Rock), pero en el que también interpreta por ejemplo Cantares de Joan Manuel Serrat. Ese mismo año de 1972 es detenido por fumar marihuana y, tras pasar veintisiete días en la cárcel de Carabanchel, es puesto en libertad sin cargos.

En 1974 comienza su etapa más comprometida con el elepé Memorias de un ser humano, al que siguen en 1976 La huerta atómica, con reivindicaciones ecologistas, y, en 1977, Al-Andalus, que se anticipa a la futura fusión entre el rock y el flamenco.

Continuar leyendo……



No hay comentarios:

Publicar un comentario